El origen

 

Siguiendo otras iniciativas tales como el Día Nacional Contra la Homofobia creado en 2003 en la provincia Quebec de Canadá por la Fondation Emergence y celebrado en Junio, Louis-Georges Tin, un conferenciante universitario francés (activista por los derechos civiles de la población negra y LGBT, y editor jefe del “Diccionario de la Homofobia”) lanzó en agosto de 2004 una iniciativa por la creación de un Día Internacional contra la Homofobia, con un objetivo global. También lanzó un llamamiento “Por el reconocimiento universal del Día Internacional contra la Homofobia” (IDAHO) y propuso que este día fuera fijado el 17 de mayo, para conmemorar la decisión de la Organización Mundial de la Salud de retirar la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales.

El 17 de mayo de 2005, como resultado del esfuerzo de un año de campaña, 24000 personas de todo el mundo y reputadas organizaciones internacionales como ILGA, IGLHRC, el Congreso Mundial de Judíos LGBT y la Coalición de Lesbianas Africanas, por nombrar sólo algunas de ellas, habían firmado el “Llamamiento IDAHO”. Ya en mayo de 2005, diversas actividades del IDAHO se llevaron a cabo en muchos países del mundo. En el Congo, China y Bulgaria se celebraron eventos LGBT por primera vez. Josep Borrell, Presidente del Parlamento Europeo, hizo una declaración apoyando el IDAHO e invitó a Tin a la conferencia que el Parlamento Europeo organizó para el IDAHO 2006.

Por entonces, una nueva campaña había sido lanzada, haciendo un llamamiento “Por una despenalización universal de la homosexualidad”, y que el 17 de mayo de 2006 ya había recibido apoyo de varios Premios Nobel (Desmond Tutu, Amartya Sen, Elfriede Jelinek, Dario Fo, José Saramago), artistas (Merryl Streep, Cindy Lauper, Elton John, David Bowie), intelectuales (Noam Chomsky, Judith Butler, Bernard-Henri Lévy), ONGs (ILGA, FIDH), políticos, etc.

También a la ocasión del IDAHO 2006, el Comité IDAHO y GayRussia co-organizaron el primer Desfile del Orgullo Gay en Moscú, precedido de una conferencia internacional IDAHO que reunió numerosos activistas, organizaciones y políticos de Europa y Norteamérica. En julio de 2006, gracias a los esfuerzos de la Fondation Emergence, la Conferencia de Montreal sobre Derechos Humanos LGBT, organizada a la ocasión de los Outgames, incluyó una fuerte recomendación para que los gobiernos reconozcan el 17 de mayo como el Día Internacional contra la Homofobia (como parte de la Declaración de Montreal).

¿Por qué el 17 de mayo?

 

El 17 de mayo fue elegido porque esta fecha es el aniversario de la decisión de mayo de 1990 de la Organización Mundial de la Salud de retirar la homosexualidad de su lista de desórdenes mentales. Esta victoria de la causa lesbiana, gay, bisexual y transgénero (LGBT) fue un paso adelante hacia la consideración de la orientación sexual y la identidad de género como un derecho humano fundamental

 

Reconocimiento Oficial

 

A principios de 2010, el IDAHO había sido reconocido oficialmente por:

  • El Parlamento Europeo, gracias a una iniciativa del Intergrupo UEP sobre derechos LGBT.
  • Bélgica, gracias a la Association Européenne des Droits de l’Homme.
  • Reino Unido, gracias al esfuerzo de Derek Lennard de Galha.
  • México, según una iniciativa del Miembro de Parlamento David Sánchez Camacho.
  • Costa Rica, gracias al esfuerzo de la organización CIPAC.
  • ACT-UP y el Comité IDAHO colaboraron para conseguir que Francia reconociera el Día.
  • En Luxemburgo, una alianza entre el Partido Verde y la organización LGBT Rosa Lëtzebuerg consiguieron que el Día entrara en el programa nacional.
  • En España, la movilización de coaliciones nacionales consiguió que el Parlamento reconociera el Día.
  • En Brasil, el esfuerzo incesante de la organización agrupadora ABGLT ha llevado a que el Presidente Lula anuncie el reconocimiento a nivel nacional en el IDAHO 2010.
  • En muchos países como Argentina, Canadá, Italia, etc, el Día está reconocido por ciudades, consejos locales, gobiernos regionales, etc.
  • En Argentina, Bolivia, Australia, Croacia, etc, las autoridades nacionales han sido contactadas por las sociedades civiles para el reconocimiento del Día, y la presión política lleva el camino del éxito.
  • En América Latina, se ha formado una red de organizaciones para capitalizar las mejores prácticas alrededor del objetivo del reconocimiento oficial del Día.

¿Cuáles son los objetivos prácticos de este Día?

 

En la práctica, nuestro primer objetivo es provocar acciones. Las acciones pueden tener lugar bajo un gran número de formas diferentes: un debate de clase, una exposición en un café, una manifestación en la calle, un programa de radio, una proyección en una casa del vecindario, una mesa redonda organizada por un partido político, un concurso de historias cortas patrocinado por un periódico, una campaña de concienciación planeada por una asociación, etc. Estas acciones pueden ser respaldadas por organizaciones LGBT (Lesbianas, Gay, Bi, Trans) o por organizaciones de derechos humanos, pero también por mujeres y hombres de cualquier procedencia e intereses. De hecho, hoy en día muchas personas que no están específicamente interesadas en cuestiones de homosexualidad se preocupan por el problema de la homofobia.

El segundo objetivo del Día es reforzar la visibilidad de los esfuerzos variados y frecuentemente aislados de activistas de todo el mundo. Las acciones que tienen lugar el mismo día se beneficiarán de la visibilidad colectiva y ganan en efectividad e impacto. Y ahora que el día se convierte en una cita anual, los medios de comunicación y la opinión pública estarán más atentos a las cuestiones expuestas, así como al terreno político que se ha ganado o perdido. Además, aquellos y aquellas que coordinen el Día pueden comunicar los resultados de sus esfuerzos, informando a los periodistas y alentando el intercambio de prácticas eficaces entre los activistas.

Este proyecto tiene un tercer objetivo: colocar este Día en el calendario del mayor número de países posible, y luego lograr que sea adoptado a nivel internacional. Obviamente, éste es un objetivo a largo plazo. Pero el reconocimiento oficial no es sólo un símbolo, ya que incluso los símbolos tienen poder real, como todos sabemos. El reconocimiento contribuirá a la persistencia de la lucha. También hará posible mostrar que la lucha contra la homofobia no es sólo una cuestión de personas gay, bi o transexuales, sino que se trata de una responsabilidad a parte entera de las autoridades públicas y una preocupación de la sociedad en su totalidad.

 

¿Qué ocurre en el Día Internacional contra la homofobia y la transfobia?

Ya que la homofobia se manifiesta de forma diferente en distintos entornos sociales y geográficos, las respuestas apropiadas a ella también difieren. En muchos países del sur el problema reside en los matrimonios (heterosexuales) forzados, sobre todo para las mujeres; en muchos países del norte, es el derecho al matrimonio (homosexual) el que se encuentra en el centro del debate.

En ciertas sociedades, los hombres homosexuales pueden ser excluidos o incluso linchados en público, mientras que las mujeres homosexuales se encuentran atrapadas en sus casas, o de todas formas condenadas a una vida de aislamiento. En ciertos casos, la homofobia es practicada en el nombre de Dios, en otros, en el nombre de la Ciencia. A veces, la homosexualidad es condenada pero los transexuales son “tolerados”, y a veces ocurre lo contrario. Dependiendo del contexto, la bisexualidad es vista como un mal menor o como el peor de los vicios.

En breve, hay muchas estrategias posibles diferentes, y el trabajo de la coordinación general solo revelará la riqueza de las iniciativas específicas que son implementadas en diferentes lugares. Para ver ejemplos de la diversidad de las estrategias y acciones a las cuales las organizaciones se implican, consulte nuestros informes anuales.

 

Argumentos para actuar en el IDAHO

 

  • Ofrece una oportunidad para que todas las personas interesadas puedan pedir atención política a los políticos. Pretende dar a las organizaciones una oportunidad para hacer un llamamiento a sus líderes políticos o a otras personas o instituciones influyentes.
  • Genera atención social pública y permite recibir mensajes del público potencial que normalmente se encuentra fuera de los círculos LGBT o de Derechos Humanos. Por lo tanto, podría aumentar el potencial público de campaña alrededor de los temas LGBT, incluso a través de la movilización de redes sociales.
  • Atrae atención suplementaria de la parte de los medios de comunicación sobre el tema de la homofobia/transfobia, y supone un momento clave en el año para anunciarse en público y hablar con los medios.
  • Anima a las organizaciones LGBT a implicarse en actividades que tengan lugar en varios países y regiones del mundo a la vez, aunando organizaciones de diferentes procedencias. Su objetivo es la construcción de alianzas duraderas más allá de las acciones puntuales.
  • Genera acciones de la parte de un público potencial que no esté centrado específicamente en los temas LGBT, pero que puede unirse a la causa de la lucha contra la violencia y los crímenes de honor

Misión del Comité IDAHO

El Comité IDAHO fue puesto en marcha por los fundadores del Día Internacional contra la Homofobia y la Transfobia.

Nuestro objetivo es el de hacer el Día Internacional Contra la Homofobia y la Transfobia un momento de concienciación y movilización, que sea un espacio útil para que los activistas actúen a todos los niveles. Nos movemos durante todo el año para hacer que el Día sea conocido y para incitar actividades de todo tipo. Queremos aumentar el peso político del Día y su capacidad para atraer atención política y mediática, destacando el objetivo y la diversidad de las movilizaciones durante el Día.

Usamos la atención política y mediática que recibe el Día para: promover mensajes contra la homofobia y la transfobia a través de actividades de campañas públicas tales como proyectos de vídeo, colaboraciones con artistas, etc, desarrollando iniciativas de campaña internacionales alrededor de temas específicos.

Mailing form

NEWSLETTER